GUACAMOLE (Trucos para el éxito y errores a evitar)

GUACAMOLE (Trucos para el éxito y errores a evitar)
Dificultad: Muy facilón y Lucido

Ingredientes para 4 personas

  • 2 aguacates grandecitos en su punto justo de maduración
  • 1 tomate maduro pequeño
  • 1 tocito de cebolleta o de cebolla morada
  • El zumo de media lima
  • Cilantro fresco
  • Tabasco
  • Sal

Muchas veces, por no decir, siempre o casi siempre, evito subir recetas demasiado simples a este blog. Me parece, e igual me equivoco, que mi teoría personal de recurrir a recetas que cumplan las dos premisas de ser facilonas y lucidas, excluyen por definición a recetas como esta de guacamole.

Y la verdad es que es facilona y la verdad es que es lucida. Quizá para mi es demasiado simple, por lo aburrida que estoy de hacerla, pero quizá para muchos de vosotros no sea así. Y visto el resultado de esta pregunta realizada en redes sociales…pues a las pruebas me remito

Y tal y como quedó allí recogido y prometido, aquí os dejo mi receta simple, pero muy rica, de Guacamole . Os la dejo con sus trucos y con los imperdonables pecados que con ella no se pueden cometer, porque de cometerse, convierten este plato en una papilla de textura muy grimosa y de un color verdoso amarronado muy poco apetecible.


GUACAMOLE QUE MOLA

Ni que decir tiene, que el éxito de esta plato simple donde los haya, reside en la calidad y punto de maduración de los aguacates. No es fácil acertar, pero el aguacate que parece un poquito maduro de más, cuando lo tocamos, es el que está en su punto al abrirlo. Tiene que poder espachurrarse su carne con un simple  tenedor y no tiene que tener trozos negruzcos, (Si estos trozos son pocos, se retiran. Si son muchos, lo que  se retira es el aguacate y nos vamos a comprar otro).

Trucos

El primero, el ya importantísimo y comentado punto correcto del aguacate. Como acertar con este punto, es casi tan difícil como hacerlo con ese otro oculto en la anatomía femenina,  yo siempre compro uno de más, por si acaso acabo desechando alguno. Si al final hay suerte y no me hace falta, lo utilizo en una ensalada otro día…o simplemente, acabo haciendo más cantidad.

Utilizar lima en lugar de limón. resulta mucho más fresquito y más caribeño…que es de lo que se trata, principalmente. Yo ya sólo compro y uso lima en mi cocina. Lo siento por los productores de limón.

Utilizar cilantro fresco, en lugar de semillas secas de cilantro...Si no hay fresco, pues no digo nada, aceptamos el seco como animal de compañía…. y lo que haga falta.

Tener todo preparado para realizar el guacamole rapidamente y evitar que se oxide y se ponga amarronado. Cuando esté terminado, introduciremos en él una pepa delaguacate y cubriremos con papel film la mezcla. Atención: pondremos el papel film directamente sobre la mezcla, no adhiriéndolo a las paredes del recipiente.

Respecto a los mal llamados nachos, que en realidad se llaman totopos, y que deben acompañar a un buen guacamole, dos sugerencias, una, bien apuntada y recordada por el seguidor de este blog, Ramón Romero. ¡Gracias Ramón!

Evitar los conocidos e industriales “Doritos” y  comprar unos de alguna marca más supuestamente mejicana, como “Casa Fiesta”, “Old el Paso”, etc…

Comprar tortillas de maíz, (que no de trigo), de esas mismas marcas que antes nombramos, cortarlas en triángulos, freírlas en abundante aceite, y escurrirlas bien.
Da algo más de trabajo, pero la cosa queda ” padrísima”… que diría un mejicano de verdad.

Pecados imperdonables.

Batir con batidora el aguacate, o peor aún, batir con batidora todos los ingredientes juntos. La textura que deja la batidora en esta fruta, para mi gusto, lo convierte en una papilla difícil de tragar. Y no son pocos los restaurantes donde, por cierto,  te encuentras ese pecado mortal.

Dejar que se oxide y que  nuestro guacamole se convierta, literal y figuradamente, en un “auténtico marrón”. Para evitar esto, ver los últimos trucos del apartado anterior.

Acompañar nuestro guacamole, hecho con tanto cariño, de vulgares Doritos. Y si además son Doritos versión Tex mex, lo único que procede ya es la excomunión.

 

Aproximado Proceder

Lavamos y cortamos muy menudos la cebolleta (o cebolla roja) y el tomate. reservamos.

Cortamos los aguacates al medio evitando la dura pepita. Giramos en sentidos contrarios las mitades y las separamos. En una de las mitades se quedará la pepita. Clavamos un cuchillo en ella y la retiramos.

Con ayuda de una cuchara sopera vaciamos los aguacates y dejamos su carne en un recipiente bajo o en una tabla.
Espachurramos el aguacate con ayuda de un tenedor.

Colocamos el aguacate espachurrado (a mi me gusta mucho más el galaico adjetivo, esmagado), en un bowl e incorporamos: el zumo de lima, la sal, el cilantro y el tabasco al gusto. Probamos.

Añadimos el tomate y la cebolla, revolvemos bien y volvemos a probar de punto.

Colocamos la pepa en medio, (truco para evitar la oxidación, que no sé si es más legendario que científico) y ponemos el papel film sobre la mezcla.

Reservamos en la nevera

Servimos acompañados de los típicos totopos o nachos de maíz.

Como el proceder es tan fácil y no estaba previsto subir esta receta al blog, no hice fotos del paso a paso…espero  que no os hagan falta, y lo de siempre….Ya me contaréis….

 

Guisándome la vida, Carmen Albo. Blog sobre gastronomía y cosas mías

¿Te ha gustado esta receta?

Anota tu email, recibirás un email cada vez que publique nuevas recetas. Podrás darte de baja en cualquier momento.

Te has suscrito correctamente. ¡Gracias!

4 Comentarios

  1. con estos trucos es casi imposible que nos salga mal. la verdad es q es de lo mas sencillo de hacer y luce bien en una buena mesa. me encanta

    Contestar
  2. Rubia, fantástico el guacamole. Lo que me ha sorprendido es que cuentes que hay gente que usa las semillas de cilantro para hacer guacamole, ¿en serio? Yo también utilizo la lima en lugar del limón, para evitar tanta acidez. Y los trocitos de tomate me gusta verlos, aportar un toque.
    Tienes que animarte a publicar más de estas recetas sencillas con trucos. Molan!!

    Contestar
  3. Sergio, Marta, gracias por comentar. La verdad es que sorprende, que a veces, las cosas más simples, tienen mucha mejor acogida que otras algo más complicadas.

    Quizá esta versión de trucos y pecados, también da ideas de lo que se puede y de lo que no se debe hacer.

    Intentaré entrar en mi #modorubiaon a ver si mi máxima de facilón y lucido se simplifica aún más…

    Contestar
  4. Hola! te invito a que añadas tu blog al top blogs de cazarecetas.com donde se encuentran los blogs de recetas más populares del momento. Estaremos encantados de compartir nuestro tráfico a tu blog!

    http://www.cazarecetas.com/top-blogs/

    Besos

    Contestar

Deja un comentario