Marmite de bonito, al estilo de santoña

Marmite de bonito, al estilo de santoña


Aquí os traigo otra receta de bonito, que como me conozco y me temo, como la deje pasar un poco más, igual me despisto y se acaba la temporada del pececito en cuestión.
La receta anterior también de bonito, y aún sin historieta, es de las que más éxito ha tenido a juzgar por la cantidad de personas que la han comentado, (sobre todo en facebook), y que ya han probado a hacerla.
Repito aquí lo mismo que dije en la receta de bonito en escabeche agridulce de cebollas, si se pasa, el bonito más maravilloso del mundo se transforma en ladrillito de adobe seco…Así que si no le habéis acabado de coger el gusto a este maravilloso pescado, es porque probablemente siempre os lo hayan dado cocinado de más.
Este guiso lo probé en Santoña en casa de mi prima María Albo guisado por su marido Gonzalo. Conocía los tipicos marmitakos con tomate y pimientos, pero este guiso blanco, me gustó tanto, que este año volví a pedirle la receta al artista y la hice casi, casi igual. Del todo no, porque es superior a mis fuerzas.
A ver que os parece…

Marmite de bonito al estilo de Santoña

Ingredientes para 6 personas
1’2 kilos de bonito totalmente limpio y en dados grandecitos6 cebollas buenas (de tamaño y calidad)2 dientes de ajo6 buenas patatas1/2 vasito de vino blanco.Aceite virgen, sal.

Aproximado proceder
Cortar la cebolla en daditos menudos. Os parecerá mucha, seguro, pero aquí está el truco del plato: que sea mucha y dejarla que se agarre un poco en la tartera, sin quemarse, pero cogiendo color.
En un fondito de aceite y con paciencia dorar toda la cebolla, como os decía, permitiendo que se agarre pero no se queme, primero a fuego fuerte, luego a medio. Salar.
Hay que tener cuidado, paciencia, y estar pendiente de revolver a menudo.
Añadir el ajo picado menudísimo, dejando que se dore un poco .
Una vez que está dorada y agarrada, se incorporan las patatas peladas y triscadas. Es decir, se empiezan a cortar con el cuchillo, pero el final del trozo se arranca para que suelte así más almidón y la salsa ligue más.
Se doran las patatas bien y se añade el vino. Se deja evaporar a fuego fuerte el alcohol un minuto y se incorpora agua hasta que las cubra.
Se dejan hacer a fuego lento. Yo tarde casi una hora.
Se sala otro poquito, y si es necesario se va añadiendo algo más de agua para conseguir un guiso con líquido, pero espesito.
Cuando las patatas estén hechas, se sube la temperatura y al comenzar a hervir fuerte, se retira la cazuela del fuego, se sumergen los tozos de bonito previamente salados, se tapan y se dejan reposar.El bonito, crudo, añadido al guiso ya fuera del fuego
Otro guiso maravilloso que os sorprenderá…
Y ya me contaréis….Guisándome la vida, Carmen Albo. Blog sobre gastronomía y cosas mías

cabecera-.com-verde1

¿Te ha gustado esta receta?

Anota tu email, recibirás un email cada vez que publique nuevas recetas. Podrás darte de baja en cualquier momento.

Te has suscrito correctamente. ¡Gracias!

9 Comentarios

  1. He visto que no había aquí ningún comentario y digo, pues voy a dejar uno, como pone ahí que te hace tanta ilusión además… He estado investigando algo y resulta que se está notando una disminución de comentarios en los blogs. Parece que uno de los motivos es el fenómeno de desplazamiento a comentar en las redes sociales como facebook y demás. Ya he visto que tú también le pegas bien a los de facebook. ¿Ya hiciste la copia de seguridad?.
    El otro día me llegó un mensaje de supuestamente facebook, para que pinchara si aceptaba como amigo a uno. Me pareció raro el formato y no lo hice. Creo que era un gancho para hacer alguna faena de clickjacking o algo similar. Pero me pareció raro después de saber aquello del secuestro de blogs del que ya hablamos, porque si no, seguro que pico.
    Asi que ya sabes, copia de seguridad, que los crackers no paran.

    Contestar
  2. Bucan: muchas gracias por acordarte!!!

    Es cierto que desde hace algún tiempo los blogs se “mueven” en redes sociales. Lo bueno es que son mucho más interactivas que esto. Lo malo es que los comentarios son efímeros por demás. Es mucho más romántico dejarlos cosidos al post que los inspiró, pero…

    La copia de seguridad con suerte la hago hoy. Estoy esperando a mi primo el hacker para que este presente…que yo me temo.

    Un beso

    Contestar
  3. Desde Santander, alguna recomendación:

    1. hay quien al final corta un par de rodajas de pan y las pone sobre el guiso recien hecho y se dejan reposar hasta que se hablanden y absorban algo del caldo de la marmita. Luego se le pone con el plato una rodaja a cada comensal.

    2. Grande que no hayas metido cosas raras. Este es un guiso propio de marineros embarcados, por lo que solo lleva cosas que aguanten en el barco. Por eso hay gente que se equivoca poniendole guisantes o pimiento. En todo caso puedes ponerle un poco de carne de pimiento choricero, que para mi gusto le da buen aroma y un tono más rojizo.

    Un Saludo

    Contestar
  4. Desde Vigo, agradezco y mucho, el culinario comentario llegado desde Santander.

    Lo de la rodaja de pan lo conozco como truco espesante de guiso en general, lo que no sabía es que en este se servía también el pan en el plato. Como rico, también estará riquísimo.

    En el origen del guiso y sus ingredientes, veo coincides con mi maestro marmitero santoñés. Lo del pimiento choricero lo probaré la próxima vez.

    Anónimo, gracias por tus ilustrativos comentarios. Un beso atlántico

    Contestar
    • Hola Carmen, lo de la rebanada de pan es propio del “SORROPOTUN”, que es un “marmite” que se hace en San Vicente de la Barquera. El tuyo es el auténtico santoñés.

      Contestar
  5. Bucán, ya hice la exportación pertinente. Mil gracias de nuevo por tu aviso e interés.

    Contestar
  6. La semana pasada estuvimos en Santoña, mientras hacíamos parte del Camino de Santiago y nos llevamos una sorpresa porque estaban en fiestas y ese día el pueblo invitaba a todo el mundo a 10.000 raciones de marmite. Qué rico!!! Fue un descubrimiento y ahora veo tu receta. Lo intentaré yo también. Gracias. Ana

    Contestar
  7. Pues me alegro de que hayas descubierto el guiso en Santońa y, de paso, mi blog, Ana!!

    El único truco es que el bonito no se pase… Y ya me contarás que tal!!

    Contestar
  8. Carmen, así se hace en Santoña, efectivamente, y esta super Bueno como seguro que estará el tuyo.
    A mi ya me habían comentado que eres una experta y de las buenas.
    Un saludo.

    Contestar

Trackbacks/Pingbacks

  1. palabras mágicas - […] en alta mar. Si quieres prepararlo, compra bonito, patatas, aceite de oliva, cebollas y ajos. La receta es muy …

Deja un comentario